dimecres, 20 de juny de 2012

No a un govierno ambiental protector del planeta

La cumbre de Rio+20 comienza hoy decepcionante y derroteramente. Asustados por el temor a un fiasco como el de 2009 en copenhagen por parte de Brasil, se afanaron ayer a suscribir un borrador de declaraciones, que fué considerado por autoridades competentes, como muy poco ambicioso y hasta decepcionante. Se llego a decir: "A nadie le hace feliz, es tan devil, y todo el mundo lo sabe."
El documento concluyente presentado, renuncia a la creación de un govierno ambiental mundial, como tampoco se fijan terminos concretos para la supresión de los subsidios a los combustibles fósiles, y a otras actividades nocivas para el medio ambiente, no queda clara en definitiva la transicion a la economia verde.

Alfonso