dimarts, 7 d’abril de 2015

El amor más puro

El amor más puro que jamás un corazón haya albergado en su interior ardiente a través de cada vena, palpitante, llevaba la oleada de la vida. Su llegada era mi esperanza cotidiana, su partida era para mi el dolor, el azar que demorase sus pisadas se convertian hielo en cada vena. Soñé que sería el extasis supremo ser amado, tal como yo amaba luché por conseguir este obtivo con gran obsesión y entusiasmo. Pero era ancho el espacio infranqueable que se interponia entre nuestras vidas, y peligroso como los torbellínos de espuma de olas del océano verde. Y embrujado cualcamino de bandidos a través del páramo o el bosque, se alzaban el poder, la razón la pena y la ira. Reté a los peligros, desprecié los obtaculos , desafiéa todos los malos augurios. Pasé inpetuoso, sin vacilar entre amenazas, tropiezos y advertencias.Siguió mi arco irís rápido como la luz, yo volé como en un sueño, porque ante mí se irgióglorioso el hijo de la lluvia y el rayo. Entre nubes de dolor sombrío aún brilla el jubilo suave y solemne, no me importa, en esta hora sublime, que todas las cosas por las que he pasado acudan en tropel, fuertes y saudar, en busca de una benganzacruel. Ni que me fulmine el odio altivo, ni que la razón me aisle de los demás ni que el poder demoledor, airado, me jure enemistad por la eternidad. Mi amada ha puesto su pequeña mano, llena de noble fé en la mia, ha prometido que se unirán nuestros seres con el sagrado anillo del matrimonio. Mi amada ha jurado con un beso vivir por siempre, y no morir, conmigo, he alcanzado el extasis supremo tal como amo, así yo soy amado. Escritora Jane Eyre. sole