dimarts, 5 de febrer de 2013

Cultura

¿Por qué el Año Nuevo chino va cambiando de fecha?

Por la misma razón por la que nuestra Semana Santa nunca es en el mismo momento: porque depende del calendario lunisolar. La fecha del Año Nuevo chino se calcula para que caiga en la segunda luna nueva tras el solsticio del invierno boreal (hemisferio norte). Este solsticio se produce el 22 de diciembre, próximo a nuestra Navidad y a las antiguas celebraciones celtas. La segunda luna nueva ocurre entre 30 y 59 días después de ese día 22, así que el inicio del año puede darse entre el 21 de enero y el 21 de febrero. Este año, concretamente, será el 10 de febrero, y dará paso al año chino de la serpiente. Ahora está acabando el del dragón.
Puede saber más en www.chino-china.com

Vyara desde la revista "Quo"