dimecres, 6 d’abril de 2011

El Sol y la Luna

Hace Miles de años el Sol y la Luna fueror a cenar a casa de su tío, el Rayo, y de su tía
la Centella. Su madre, la Estrella la mañana de la mañana, no pudo ir y se quedó
en casa.

La cena fue magnífica y el Sol se dio un buen atracón, sin acordarse de su madre. En cambio, la Luna apartaba un poco de cada plato que le servían y lo escondía bajo sus uñas.
Pero, la Luna tiene uñas, os preguntaréis Claro que las tiene son muy largas y bonitas, y llegan hasta la Tierra, lo que pasa es aqui las llamamos rayos de Luna.
Cuando el Sol y la Luna volvieron a casa, su madre les preguntó si le habian traído alguna cosa del banquete.Pues no dijo el Sol he comido hsta hartarme, pero no me e acordado de traerte nada.
Entonces la Estrella de la Mañana le dijo al Sol. Por egóista, mereces un castigo.
Desde ahora tus rayos serán tan ardientes que harán huir a los humanos, la verde hierba se volverá amarilla con tu contacto, y cuando estés en lo alto del Cielo, las personas y los animales se ocultarán de tu vista.Por eso desde entonces los rayos de del sol son tan abrasadores. Después, la Estrella de la mañana le dijo a la luna.
Tú has sido buena y amable. Por eso tendrás una luz dulce y los humanos bendecirán
siempre tu hermosa claridad.Por eso son tan bellas las noches de luna. Yesta es la razón de que el Sol y la Luna sean tal y como ahora los reconocemos.
sole